Icono Whatsapp L-V : 627 985 609

Historia de los carros de bebé.

Historia de los carros de bebé.

Coches de bebé antiguos.


¿Te has preguntado alguna vez como surgieron los carritos de bebé?
La respuesta no es tan obvia.
La creación de los cochecitos de bebé es principalmente el resultado de los cambios de civilización relacionados con el desarrollo de las ciudades a principios del siglo XIX. Las madres jóvenes tuvieron que empezar a salir de casa para ir a trabajar. Antes del 1.800, los bebés y niños pequeños rara vez eran llevados por sus padres. Cuando tenían que ir a algún sitio, la madre era la que se encargaba de eso y en el caso de la nobleza, las niñeras o cuidadoras.

Las condiciones del trabajo y el estado de las calles y carreteras en esos tiempos, de alguna manera ayudaron a la creación de un dispositivo que ayudara a las madres a transportar a sus bebés. Sin embargo, eso no fue el único propósito de los carricoches de bebé. Desde 1800, la luz y el aire fresco han sido reconocidos como importantes para el bienestar de los niños pequeños, y los médicos aconsejaban a los padres a sacar a los bebés fuera de casa de vez en cuando, y para ello los carros de bebé eran ideales.

Los primeros cochecitos de bebé se crearon a partir de cestas de mimbre, las cuales se usaban habitualmente para llevar alimentos. Sin embargo, eso no gustó mucho y además no eran muy cómodas para los bebés. Por lo tanto, los carros de bebé se empezaron a fabricar de forma distinta, y la producción fue asumida por fabricantes de carruajes y vagones, los cuales introdujeron a los carros de bebé los sistemas de suspensión que ya utilizaban para sus carruajes y vagones, solo que ahora eran de menor tamaño.

Uno de los famosos arquitectos ingleses William Kent diseñó un modelo especial y ricamente decorado para los niños del Príncipe Devonshire. Comenzó una nueva era en el campo del transporte infantil, y el nuevo campo fue rápidamente dominado por artesanos especializados.

En 1880, se empezaron a fabricar muchos carros de bebé plegables, sobre todo en EE. UU., Dinamarca y los Países Bajos. Las fábricas en Gran Bretaña y Alemania (que una vez fueron magnates de los carros) introdujeron muchas innovaciones técnicas en los carritos de bebé, como suspensión, frenos, ruedas de caucho y, después de la Segunda Guerra Mundial, mangos de plástico y carcasa de fibra de vidrio.

La forma general del carro de bebé ha evolucionado a lo largo de los años, desde formas relacionadas con carruajes tirados por caballos hasta vehículos modernos relacionados con el automóvil. De 1870 a 1920, los carritos de bebé se destacaron con ruedas extraordinariamente grandes, pero en unos pocos años más tarde, el carro se rediseñó para construir un interior más profundo y ruedas más pequeñas, lo que hizo que estos vehículos pequeños fueran más estables y seguros. Al mismo tiempo, los coches de bebé se volvieron más funcionales.

Después de la Segunda Guerra Mundial, gracias a la inspiración proveniente de los Estados Unidos y Gran Bretaña, los carros ganaron formas y decoraciones relacionadas con los automóviles. El crecimiento económico permitió que los carros de bebé estuvieran disponibles para la clase media, y así la industria asociada con los coches de bebé comenzó a desarrollarse de manera significativa.

El desarrollo de la estilización y la ergonomía de los carricoches de bebé se ha llevado a cabo desde 1920, pero fue solo después de 1950 y 1960 cuando se centraron en su característica más importante, es decir, la movilidad forzada por el espíritu de aquellos tiempos.

1960 El ingeniero inglés Owen Mclaren responsable durante la guerra del diseño de un bombardero, diseñó un carro de bebé con esa forma. Su cochecito de bebé fue otra revolución en la industria. El carro era de metal y tenía la forma del bombardero Halifax.

La idea de los carritos de bebé es un reflejo de los cambios culturales relacionados con la higiene, la urbanización, el desarrollo social, el cambio en la percepción de un niño en la sociedad, el cambio en las actitudes de los padres y la percepción de género. Sin duda, los carritos de bebé fueron creados en respuesta a la necesidad de la cercanía del padre con el niño. Así que usemos las posibilidades que nos brindan las soluciones tecnológicas modernas y salgamos a pasear al aire con el bebé.

Si estáis interesados en comprar un carro de bebé moderno y actual, échale un vistazo a todos nuestros carros en www.carrosbebe.com

Esta web utiliza cookies, puedes ver nuestra la política de cookies, aquí Si continuas navegando estás aceptándola
Política de cookies +